Economía Crítica y Crítica de la Economía

Icon

¡Más gasto público, más progresividad fiscal!

Autor: Fernando Luengo

Otra Economía

Con el paso del tiempo, es mayor si cabe la necesidad de propiciar un viraje. Porque la degradación social, política y económica ha superado el rubicón y puede convertirse, si no lo es ya, en irreversible; por la enorme cantidad de recursos que se están dilapidando, lo que hipoteca y condiciona muy negativamente la viabilidad de otras políticas económicas con un diseño alternativo; por el profundo desánimo y escepticismo en que está inmersa la población; por el enorme poder que han acumulado las grandes empresas y los mercados donde articulan sus intereses; por el descrédito de la política y de los políticos; por la incapacidad de las izquierdas de sostener un discurso alternativo y de movilizar las fuerzas necesarias para llevarlo adelante; por la deriva autoritaria y antidemocrática que está emergiendo de la crisis y de la gestión de la misma que realizan los poderes fácticos; y porque las oligarquías económicas y políticas sí han aprovechado su oportunidad y se han hecho más fuertes. Por todo ello urge aplicar un plan de emergencia.

Lo más urgente –en el corto plazo, pero con consecuencias de muy largo recorrido- es detener las denominadas políticas de austeridad. Por varias razones: han fracasado en la consecución de aquellos objetivos que, en principio, las justificaban; no sólo son incapaces de reactivar la economías sino que, además, están destruyendo capital productivo y provocando una fractura social de grandes dimensiones; han instalado a las economías en bucles de los que cada vez es más difícil y costoso salir; han agravado la problemática estructural que constituye en mar de fondo de la crisis; están dando lugar a una distribución injusta y extremadamente desigual de los costes de la crisis; y al dislocar la sociedad y los espacios públicos desactivan la resistencia social y debilita las fuerzas que podrían impulsar un cambio. Por todo ello, es imprescindible un viraje sustancial en la política económica aplicada por gobiernos y responsables comunitarios.

Seguir leyendo…

Ajustar las cuentas públicas. Mentiras y falacias

Autor: Fernando Luengo

Otra Economía

El gobierno del Partido Popular ha renunciado a la aplicación de una política fiscal más progresiva. Todo lo contrario, la regresividad que caracteriza nuestro sistema tributario es ahora más pronunciada que antes del estallido de la crisis.

Uno de los argumentos más recurrentes para justificar esa apuesta política por la regresividad fiscal –sí, decisión política para la que se busca una justificación económica- ha sido la supuesta fuga de capitales que se produciría en el caso de que aumentara la carga tributaria sobre los ricos y las grandes corporaciones.

Se olvida, deliberadamente, que, si comparamos nuestra economía con las de nuestros socios comunitarios, los impuestos pagados por los grupos económica y socialmente privilegiados son sensiblemente inferiores aquí; por las numerosas exenciones y deducciones de las que se benefician, por la ingeniería fiscal que manejan y por las muy sustanciales bolsas de fraude que existen. Conviene llamar la atención en que nuestra condición de “paraíso fiscal” atrae inversiones que buscan –y obtienen- beneficios asociados, sobre todo, a los privilegios que disfrutan los capitales foráneos y los grupos económicos.

Seguir leyendo…

El gasto público debe elevarse todo lo que necesite la economía

Autor: Eduardo Garzón Espinosa

Saque de Esquina

Toda compraventa envuelve necesariamente a dos partes: la vendedora y la compradora. La compradora gasta y la vendedora ingresa. El gasto del comprador es siempre necesariamente igual al ingreso del vendedor; no puede ser de otra forma. Si yo le compro al frutero una manzana por valor de 1 euro, yo estaré gastando 1 euro y el frutero estará ingresando 1 euro. Lo que una parte gasta lo ingresa la otra, porque el dinero no desaparece en la transacción.

De ahí que haya dos formas fundamentales para calcular el Producto Interior Bruto (PIB) –indicador que mide la renta de un país–: la que se centra en los gastos y la que se centra en los ingresos. Si uno suma todos los gastos que se producen en un país durante un tiempo, obtendrá exactamente la misma cantidad que si sumase todos los ingresos que se producen en el mismo país durante el mismo periodo de tiempo. Por eso el PIB es igual a la suma de todos los gastos, que es a su vez igual a la suma de todos los ingresos.

PIB = Gastos = Ingresos

Cuanto más se gaste (y por lo tanto se ingrese), mayor será el PIB. Esto es un aspecto básico de la macroeconomía que desgraciadamente la inmensa mayoría de las personas parece desconocer (¡especialmente las que proponen reducir el gasto público!).

Seguir leyendo…

Cinco mil quinientos millones

Autor: Albert Recio Andreu

Mientras Tanto

I

Aún no tenemos Gobierno, pero ya sabemos el recorte presupuestario que le exige Europa. Y que seguramente el PP y sus aliados acatarán por responsabilidad. Hasta ahora el Gobierno se había pasado por el forro las exigencias de Bruselas, pero había contado para ello con la complicidad comunitaria seguramente temerosa que un recorte a destiempo pudiera provocar un descalabro electoral de las fuerzas del orden. Siempre es más fácil aplicar un hachazo al principio de la legislatura, cuando los que Gobiernan se encuentran más fuertes y confían que la mejora posterior de la situación hará que sus electores olviden el mal trago a la hora de votar. Es verdad que este Gobierno nace mucho más debilitado que el anterior. Pero no parece que sus oponentes vayan a estar por la labor de enfrentarse con la política de la UE. Ya sabemos de qué responsabilidad cojean. La responsabilidad que les llevó a los recortes de 2010 y al golpe de estado palaciego contra la constitución, y que ahora les ha llevado a dar el apoyo al PP, es la misma que les conducirá a tragar la nueva sarta de recortes. Precisamente la crítica al PP que desde sectores cercanos al PSOE se hacían por el incumplimiento del déficit indica que van a estar preparados para cumplir los compromisos.

Un recorte de 5.500 millones de euros en el presupuesto público va a tener sin duda un efecto depresivo sobre la economía y el empleo. De la forma como se haga dependerá su profundidad. Lo nuevo en el momento presente es que hay al menos un nuevo discurso, por parte de economistas oficiales, que aboga por que el recorte se haga subiendo impuestos en lugar de recortar gastos. Significa un viraje político y un reconocimiento implícito del fracaso de los ajustes impuestos en Europa en 2010.

Seguir leyendo…

El fantasma de Buenamuerte ronda las pensiones

Autor: Hector Illueca Ballester

El viejo contrato social, que representaba un compromiso entre generaciones, se está deshaciendo ante nuestros ojos. El Gobierno se dispone a acometer la enésima reforma de las pensiones, recortando aún más las ya exiguas prestaciones y convirtiendo a los ancianos en trabajadores pobres.

Artículo publicado en DiagonalPeriodico Seguir leyendo…

La enmienda del PP a la Ley de Estabilidad Presupuestaria y Sostenibilidad Financiera @edugaresp

Autor: Eduardo Garzón Espinosa

Saque de Esquina

La Ley de Estabilidad Presupuestaria y Sostenibilidad Financiera fue aprobada en 2012, nada más llegar Rajoy al gobierno. Es la punta de lanza del artículo 135 reformado de la Constitución y como tal consagra los principios del neoliberalismo y de la austeridad. Esta ley persigue la reducción de la inversión pública con la excusa del acatamiento de determinadas reglas fiscales que no tienen ningún sustento científico, priorizando el pago de una colosal deuda pública (en buena medida ilegítima) a los bancos frente a cualquier gasto social o inversión. No sólo obliga a las administraciones públicas que presentan déficit público a recortar en todo tipo de gasto público, sino que también impide a las administraciones que tienen superávit que puedan gastar todo el dinero sobrante en políticas públicas diferentes del pago de la deuda. Es una ley que fuerza la reducción del tamaño de las administraciones públicas y que garantiza el negocio bancario, además de lastrar el crecimiento económico y deteriorar el Estado del Bienestar.

Seguir leyendo…

Unámonos contra la Ley Montoro

Autor: Alberto Garzon Espinosa, Eduardo Garzón Espinosa, Esther Lopez Barcelo y Carlos Sanchez Mato

eldiario.es

La “reforma express” del artículo 135 de la Constitución Española abrió el camino a una serie de normas que constriñen cruelmente la capacidad de acción de las administraciones públicas, sobre todo, las más cercanas a la ciudadanía como son los ayuntamientos. A través de este acuerdo político entre PP y PSOE se introdujo una regla fiscal que limitaba el déficit público y priorizaba el pago de la deuda. A partir de esta abrupta modificación del principio constitucional se redactó la Ley de Estabilidad Presupuestaria y Sostenibilidad Financiera.

Las tres reglas fiscales que han sido convertidas en “sagradas” son: la no superación de un tope de déficit público, la no superación de un tope de deuda, y el respeto a la Regla de Gasto. Este último, es el más inexplicable de todos en términos de la lógica del interés general, ya que impide -a pesar de que haya superávit- que se dedique ese saldo positivo al gasto social o a realizar nuevas inversiones, sino que ha de utilizarse para amortizar deuda de manera anticipada aunque sea algo absurdo desde el punto de vista económico. Es decir, aunque el ayuntamiento esté cumpliendo puntualmente los plazos de amortización de deuda, deberá seguir adelantando el pago con el superávit generado. En la Ley quedó estipulado que en el momento en el que se quebrante alguna de las tres normas la administración correspondiente quedaría obligada a elaborar un Plan Económico Financiero (PEF), que no pretende ser otra cosa que comprometerse a volver al redil de cumplimiento de los preceptos fiscales convencionales.

Seguir leyendo…

La irresponsabilidad de los “buenos gestores” @Segundogg e @ivanhayala para @ctxt_es

Autor: Segundo Gonzalez y Ivan H. Ayala

ctxt.es

El proceso de la multa de Bruselas a España se ha iniciado como consecuencia de las reformas que se hicieron para “reforzar” las reglas fiscales en Europa. Si antes de la crisis el Pacto por la Estabilidad y el Crecimiento (PEC, el que rige la coordinación macroeconómica en la eurozona) era ya de por sí muy rígido, la solución para la crisis ha sido reforzar y dotar de mayor rigidez todavía al marco fiscal europeo. En 2009 se establece que España tiene que tener un déficit por debajo del 3% en 2013. En 2013 se incumple el objetivo y se establece que tiene que reducirse por debajo del 3% en 2016. En 2016 se amenaza con una multa y se establece que el déficit tiene que estar por debajo del 3% en 2018. Ahora la nueva senda es del 4,6% para 2016, 3,1% para 2017 y 2,8 para 2018. La Comisión Europea (CE) y el Gobierno quieren presentar esta decisión como  un logro para España, cuando en realidad representa un ajuste brutal que necesitará de mayores recortes –lo que por otro lado demuestra que los recortes aplicados desde 2011-2013 y la destrucción productiva y social que han producido eran completamente innecesarios–. Parece claro que no tiene ninguna lógica económica establecer unos objetivos que no pueden ser cumplidos –el límite del 3% se ha violado en más de 165 ocasiones–, y posteriormente amenazar con una multa por no cumplir esos objetivos incumplibles, y que además en todo caso haría más difícil el cumplimiento de esos objetivos.

Seguir leyendo…

Políticas que valen para un roto y un descosido

Autor: Fernando Luengo

infoLibre.es

Desde que el neoliberalismo, en la década de los ochenta, tomó carta de naturaleza y se convirtió en el nudo gordiano del pensamiento económico dominante, la lógica de la estabilidad presupuestaria –reducir los umbrales de déficit y deuda públicos– han impregnado las políticas llevadas a cabo por los gobiernos conservadores y las impulsadas por los partidos socialistas cuando llegaban al poder; con escasas diferencias unas y otras, a pesar de situarse en coordinadas ideológicas contrapuestas.

También ahora, cuando las economías europeas y muy especialmente las periféricas se han visto atrapadas en una crisis económica de proporciones históricas, se apela al ajuste de las cuentas públicas para superarla. Como si ese diseño de política económica tuviera validez universal, cualquiera que sea la coyuntura o la dimensión de los problemas estructurales que las economías deben enfrentar. No es el caso, sin embargo.

Seguir leyendo…

Ajustar las cuentas públicas: mentiras y falacias

Autor: Fernando Luengo

eldiario.es

El gobierno del Partido Popular ha renunciado a la aplicación de una política fiscal más progresiva. Todo lo contrario, la regresividad que caracteriza nuestro sistema tributario es ahora más pronunciada que antes del estallido de la crisis. Uno de los argumentos más recurrentes para justificar esa apuesta política por la regresividad fiscal –sí, decisión política para la que se busca una justificación económica- ha sido la supuesta fuga de capitales que se produciría en el caso de que aumentara la carga tributaria sobre los ricos y las grandes corporaciones.

Seguir leyendo…

Bruselas cambia multa por drásticos recortes de déficit público @edugaresp

Autor: Eduardo Garzón Espinosa

Saque de Esquina

La Comisión Europea ha decidido finalmente imponer una multa simbólica de 0 euros a España y Portugal por no haber tomado medidas efectivas para respetar el tope de déficit público impuesto. Es la primera vez que se hace efectiva una sanción por un incumplimiento del límite de déficit público, a pesar de que a lo largo de toda la historia de la Unión Europea ha habido nada más y nada menos que 165 incumplimientos. Lo cierto es que ya muchos advertíamos de que no iba a haber multa económica ya que la misma lo único que lograría sería elevar el déficit público y lo que quiere Bruselas es precisamente que se reduzca. No existiría nada tan absurdo como imponer una sanción que agravaría la situación que se pretende corregir. En cualquier caso, a cambio de descartar la multa económica Bruselas ha impuesto unas metas fiscales para el Estado español mucho más duras que las anteriores, a saber: objetivo de déficit público de 4,6% sobre el PIB para 2016, 3,1% para 2017, y 2,2% para 2018. Todo ello implicaría que el Estado español tendría que recortar el déficit en más de 30.000 millones de euros desde 2015 a 2018, que es aproximadamente la misma cantidad de gasto público total que se ha recortado desde el año 2009 hasta 2015.

Estamos hablando de unas medidas fiscales absolutamente salvajes que no sólo resultarían gravemente perjudiciales para la mayoría social, sino que también serían completamente nocivas para la actividad económica, amén de que lo más probable es que ni siquiera sirviesen para cumplir con los objetivos de déficit público (como ha ocurrido en todos los años anteriores). A decir verdad, el recorte de 30.000 millones de euros sería sobre el déficit público, por lo que no necesariamente habría de pasar por tijeretazos en el gasto público, sino que también se podría recurrir a incrementos de ingresos. Algunos de estos ingresos aumentarán probablemente por el efecto de la actividad económica, como viene ocurriendo últimamente con el IVA o con los impuestos especiales (sobre hidrocarburos, tabaco, bebidas alcohólicas, etc)[1], que son, por cierto, los más injustos ya que los paga tanto la persona sin recursos como la persona más rica del país. Algunos otros ingresos podrían mejorar por el afloramiento de fraude fiscal o por nuevos incrementos de impuestos, pero en cualquier caso es evidente que estos objetivos fiscales están emplazando al futuro gobierno a recortar muchísimo en gasto público, aunque no sea en 30.000 millones de euros.

Pero lo que hay que tener claro aquí es que estas medidas fiscales están profundamente equivocadas si lo que se pretende conseguir es reducir el déficit público y mejorar la economía. Ahora bien, si –como más bien parece– lo que se pretende conseguir es que se reduzca todavía más el Estado del Bienestar español, entonces estas medidas son las más adecuadas.

Seguir leyendo…

Cuantificación de los recortes de gasto público desde 2010 @edugaresp

Autor: Eduardo Garzón Espinosa

Artículo publicado en eldiario.es el 16 de julio de 2016

Muchas personas han notado un deterioro palpable en servicios públicos como los de educación y sanidad, así como en otros ámbitos dependientes de la inversión y gasto público, pero nunca han tenido a su disposición un estudio que les sirviese para confirmar científicamente esa sensación. De hecho, algunos economistas se atreven a afirmar que en realidad en el Estado español ha habido muy pocos recortes y otros dicen incluso que lo que ha habido ha sido una expansión del gasto público. A pesar de los enormes impactos económicos, sociales, políticos, institucionales, ecológicos, humanitarios, culturales, etc, que provocan los recortes de gasto público, llama la atención que muy pocos analistas se hayan animado a recopilar y cuantificar el volumen total de gasto público recortado desde 2010, así como su distribución por partidas. Y ya no hablemos de los que lo han hecho de una forma rigurosa. Afortunadamente hace poco conocimos un informe de Manuel Lago en el que se lleva a cabo un extenso análisis a todo detalle de todos los recortes de gasto público acometidos desde que el gobierno de Zapatero cumpliese a rajatabla las exigencias de la Unión Europea en 2010. Este artículo pretende recoger de una forma breve y asequible los principales resultados del citado informe.

El informe se centra en los recortes aplicados desde 2009 hasta 2014 utilizando datos de la Intervención General de la Administración del Estado, que es el máximo organismo fiscalizador de las cuentas públicas. El año 2015 no forma parte del análisis porque los datos definitivos (los referidos al gasto verdaderamente ejecutado y no presupuestado) tardan en ser publicados, aunque de todas formas bien es sabido que por ser un año inusualmente electoral (elecciones andaluzas en marzo, municipales y autonómicas en mayo, catalanas en septiembre y estatales en diciembre) no ha habido apenas recortes de gasto público (en determinadas materias incluso hubo aumentos), por lo que esta ausencia de información no distorsiona el análisis.

La principal conclusión del informe es la siguiente: desde final del año 2009 hasta el principio de 2015 el conjunto del gasto público del sector público español ha sido recortado en 30.824 millones de euros, aproximadamente un 3% del PIB. Sin embargo, este resultado pueda dar lugar a confusión ya que está recogiendo tanto el recorte experimentado en algunas partidas como el incremento del gasto en otras. No todas las posibilidades de gasto del sector público han sufrido un descenso, sino que algunas han aumentado. Estas partidas han experimentado un incremento del gasto durante el periodo citado de 47.824 millones de euros (un 4,7% del PIB), y la inmensa mayoría se debe al gasto en pensiones, en intereses de deuda y en energía. En cambio, el resto de partidas (educación, sanidad, desempleo, vivienda, etc) han sufrido un recorte de gasto de 78.648 millones de euros (un 7,8% del PIB). Seguir leyendo…

El truco contable de De Guindos para cumplir con el tope de déficit @edugaresp

Autor: Eduardo Garzón Espinosa

Saque de Esquina

El ministro de Economía De Guindos ha anunciado hoy que aumentará los pagos a cuenta del Impuesto de Sociedades para cumplir el tope de déficit en 2017.

¿Qué significa esto en román paladino?

Aunque se está vendiendo como un incremento de los impuestos en el Impuesto de Sociedades, técnicamente no lo es. Los pagos a cuenta es el dinero que pagan las empresas por impuestos de forma ANTICIPADA (tres veces al año: abril, octubre y diciembre). Al siguiente año, en julio, Hacienda comprueba si las empresas han pagado anticipadamente más de lo que deberían pagar. Si han pagado más dinero de la cuenta, se les devuelve esa parte. Si han pagado menos, se les cobra. Es como las retenciones en el IRPF.

Seguir leyendo…

Revertir los recortes es posible @nachoalvarez_ en @el_pais

Autor: Nacho Álvarez Peralta

El País

La austeridad ha dejado importantes cicatrices en nuestra sociedad. En España sólo se ha recuperado uno de cada tres empleos perdidos durante la crisis, hay 2,6 millones de ocupados menos que a comienzos de 2008 y nuestra renta per capita es un 5% más baja. Los recortes fiscales han mermado además la capacidad redistributiva del Estado, incrementando significativamente las desigualdades. Y la inversión pública, imprescindible para la transformación estructural de la economía, se ha reducido en 25.000 millones de euros. Asistimos a una verdadera década perdida.

Terminar con las políticas de austeridad significa no sólo oponerse a los nuevos recortes de gasto e inversión pública ya prometidos por el Partido Popular. Debe implicar también revertir los recortes que se han practicado estos años atrás. Revertir los recortes que han tenido lugar entre 2009 y 2014 es, en nuestra opinión, perfectamente compatible con la progresiva reducción del déficit público, si bien el próximo gobierno tendrá que renegociar con Bruselas un ritmo más paulatino. Esta reversión de los recortes ayudará a afianzar el crecimiento económico, a reducir más rápidamente el desempleo y a no depender tanto de los vientos de cola que llegan desde fuera, fruto principalmente de la política monetaria del BCE.

Pero además de renegociar con Bruselas el ritmo de reducción del déficit –un 21% de desempleo y un 30% de población en riesgo de pobreza son motivos que lo exigen–, el próximo gobierno deberá acometer dos tipos de medidas estructurales. Sólo así se garantizará que la reducción del déficit sea compatible con la reducción de las desigualdades. Seguir leyendo…

Terminar con la austeridad ¿De qué hablamos? (Jorge Uxó y @nachoalvarez_ para @_infolibre)

Autor: Jorge Uxo y Nacho Álvarez Peralta

infoLibre

¿Qué significa hoy poner punto y final a las políticas de austeridad? A nuestro juicio, hay tres elementos principales.

Abandonar la austeridad fiscal pasa, en primer lugar, por oponerse a los nuevos recortes al gasto y a la inversión pública que ya se están anunciando. Hay razones muy importantes para ello.

El Partido Popular atribuye el crecimiento económico actual a sus “reformas estructurales” (especialmente la reforma laboral), y a la política de ajuste fiscal. Pero los recortes aplicados entre 2010 y 2013 agravaron la recesión y sus efectos aún se perciben: el PIB real de 2015 todavía fue un 5% inferior al que había antes de la Gran Recesión, seguimos teniendo 2,6 millones de ocupados menos que en 2008 y la tasa de paro es del 21%. Sólo se ha recuperado uno de cada tres puestos de trabajo perdidos durante la crisis, y casi el 30% de la población se encuentra en riesgo de pobreza y exclusión social. Seguir leyendo…

“Hablar de procesos de reestructuración de la deuda pública en Europa será inevitable”. Entrevista a @nachoalvarez_ en @eldiarioes

Autor: Nacho Álvarez Peralta

eldiario.es

El programa económico de Podemos es una de los anatemas que medios y contrincantes ondean más a menudo para inspirar miedo con un posible gobierno de la formación morada. Choca este temor que destilan algunos titulares cuando se conoce al cerebro económico del partido de Pablo Iglesias, Nacho Álvarez. Pausado y moderado, Álvarez (Madrid, 1977) no sufre pensando que en caso de un hipotético Gobierno, Iglesias eligiera a Alberto Garzón como ministro de Economía en su lugar. Se ríe y respira -genuinamente- aliviado con esa opción aunque luego asegura que está “al servicio de lo que le pidan en Unidos Podemos”. No hablamos de pensiones ni de la derogación de la reforma laboral, dos temas abordados de forma profusa en la anterior campaña y que no han variado en el programa de Podemos. Pero sí de que cuatro años más de Mariano Rajoy serían peor que un Brexit. Seguir leyendo…

El hueco que deja el diablo está en la Castellana @nachoalvarez_

Autor: Nacho Álvarez Peralta

eldiario.es

El hueco que deja el diablo es el título de un interesante estudio elaborado por varios profesores de la Universidad de Zaragoza, y publicado por Fedea en 2014. En este documento los autores estiman, a partir de los datos proporcionados por el Panel de Declarantes publicado por el Instituto de Estudios Fiscales, el fraude fiscal de la economía española en el IRPF.

Las conclusiones del estudio son demoledoras. A excepción de las rentas del trabajo, la infradeclaración afecta de forma muy considerable al resto de fuentes de renta, yendo desde el 45% en el caso de los ingresos provenientes de actividades económicas hasta el 60% en las rentas del capital mobiliario. También los rendimientos procedentes del capital inmobiliario resultan ampliamente infradeclarados, hasta en un 55% según el estudio. La dimensión del fraude estimado alcanza, sólo en materia de IRFP, la friolera de 20.000 millones de euros al año.

Si a esos cálculos sobre el IRPF sumamos otras estimaciones de fraude en el resto de figuras impositivas (particularmente IVA, Impuesto de Sociedades y Patrimonio), el fraude fiscal podría triplicar o cuadruplicar esa cifra, alcanzando el 6%-8% del PIB tal y como recurrentemente ha señalado Gestha. Seguir leyendo…

Ciudadanos y la falta de rigor @edugaresp

Autor: Eduardo Garzón Espinosa, Esther Lopez Barcelo y Carlos Sanchez Mato

Público

Parece evidente que la polarización de la precampaña electoral ha dejado fuera de juego a Ciudadanos. Los que pretendían presentar su opción como una alternativa capaz de superar al Partido Popular y PSOE, se conforman ahora con ser el elemento dúctil y maleable capaz de pactar a un lado y otro del turnismo tradicional a cambio de “un programa de reformas que frene al populismo de la formación de izquierdas: Unidos Podemos”. Sin embargo, su estrategia para frenar ese supuesto populismo es una disparatada carrera de despropósitos con el único objetivo de lograr notoriedad a cualquier precio, incluso a costa de su credibilidad.

Para muestra, un botón: en el pasado pleno del Ayuntamiento de Madrid, celebrado el 25 de mayo de 2016, el grupo municipal Ciudadanos presentó una proposición sobre Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI). Ya saben ustedes que es un impuesto local que grava el valor de la titularidad sobre bienes inmuebles localizados en el municipio que es quien recauda el tributo. Seguir leyendo…

Documento: Crítica a la Regla de Gasto y a los principios de estabilidad presupuestaria

Autor: Eduardo Garzón Espinosa

Saque de Esquina

En este documento se realiza una extensa crítica a la Regla de Gasto (recogida en la Ley de Estabilidad Presupuestaria y Sostenibilidad Financiera) que atenaza las políticas municipales y en general a los principios de estabilidad presupuestaria. Esta norma deriva del artículo 135 de la Constitución Española, donde se consagran los principios de equilibrio presupuestario. Unos principios que se han demostrado en multitud de ocasiones carentes de todo carácter técnico o riguroso y repletos de un sesgo claramente ideológico orientado a satisfacer los intereses de una minoría privilegiada.

El documento puede leerse pinchando aquí

Los déficits públicos y las deudas públicas no son el problema

Autor: Eduardo Garzón Espinosa

Saque de Esquina

Vergüenza e indignación es lo que siento cuando observo la obsesión de la Comisión Europea por que todos los países tengan que reducir el déficit público: vergüenza porque sus premisas y proclamas son falsas y equivocadas y las venden como verdades absolutas (y los grandes medios de comunicación se hacen eco de ellas sin verter un ápice de crítica); indignación porque detrás de estas exigencias de política económica se esconde el particular interés de reducir el tamaño del sector público todo lo posible a favor tamaño del sector privado, independientemente del coste social y ecológico que ello pueda conllevar.

Vamos a decirlo claro: no existe ningún motivo académico-científico-técnico serio que lleve a pensar que los Estados tengan que disminuir su déficit público  por debajo del 3% del PIB (¡y mucho menos presentar superávit, como últimamente se atreve a exigir la Unión Europea!). Recordemos que el tope del 3% sobre el PIB de déficit público fue inventado en menos de una hora y sin ninguna reflexión científica, sólo con el objetivo de disponer de una regla sencilla –y que pareciese seria– que obligase a los Estados a disminuir su gasto. ¿Qué demonios hacemos recortando en pensiones, sanidad, educación, dependencia, salarios, desempleo, etc, para cumplir con esa maldita regla acientífica e improvisada por cuatro personas? Estamos organizando nuestras sociedades de una forma absolutamente absurda, estamos viajando con una brújula trucada, y a pesar de ello parece que muy pocos se dan cuenta. Nos han engañado como a chinos y aquí nadie dice nada.

Seguir leyendo…

EKOtv “¿Hay fin para las guaridas fiscales?” (HOY a las 20:30h)

Autor: EKO TV

Hoy martes 17 de mayo a las 20:30h. en EKOtv “¿Hay fin para las guaridas fiscales?”
Lo puedes ver en directo -ó posteriormente si no puedes ese día y hora- en http://especiales.publico.es/publico-tv/eko
Participan: Liliana Pineda, abogada y participante en el Tribunal Ciudadano de Justicia 15M; Victor Morena, inspector de hacienda y Fernando D. Villanueva, periodista económico.
Entrevista especial para este programa con Susan George.

EKO TV: Austeridad y déficit

Autor: EKO TV y Fernando Luengo

¿Te lo perdiste el martes pasado? ¡Aquí lo tienes! ‪#‎EKOdéficit‬ y‪#‎ajustespresupuestarios‬ con la intervención de Manuel Escudero, economista y consultor internacional; César Roa, economista y ensayista; Fernando Luengo, profesor de Economía Aplicada en la UCM y miembro de EconoNuestra y Fernando Diaz Villanueva, periodista económico:

http://especiales.publico.es/publico-tv/eko/561337/austeridad-y-deficit

#‎EKOdéficit‬: HOY a las 20:30h en EKO TV

Autor: EKO TV

¿Hay otros caminos para reducir el déficit? Volvemos hoy con un programa que no te puedes perder. ‪#‎EKOdéficit‬ a las 20:30h, como siempre, en http://especiales.publico.es/publico-tv/eko

Papers de Panamà: fortunes al paradís

Autor: Miren Etxezarreta

Debat sobre paradisos fiscals arran de la filtració dels papers de Panamà. Amb consideracions sobre el paper dels bancs a l’hora de facilitar l’ús dels paradisos fiscals, com l’evasió d’impostos agreuja la desigualtat entre rics i pobres, les responsabilitats polítiques que cal pendre i el qüestionament general de la legalitat per defraudar Hisenda.

Amb la participació de Mar Carrera, d’Espai Contrabandos, per oferir recomanacions de llibres de pensament crític.

Taula de debat: Sergi Cutillas, economista i membre de l’Observatori del Deute en la Globalització (ODG); Albert Recio, professor d’Economia a la UAB; Miren Etxezarreta, economista del Seminari Taifa i Àlex Madariaga, ex-tècnic avançat de l’Oficina Antifrau de Catalunya i membre d’ATTAC Catalunya.

Papers de Panamà: fortunes al paradís

Razones para oponerse (otra vez) a los recortes

Autor: Nacho Álvarez Peralta y Jorge Uxo

El País

Como si no hubiéramos aprendido nada, el incumplimiento del déficit de 2015 ha vuelto a provocar las afirmaciones de rigor: el nuevo Gobierno “tendrá que hacer recortes adicionales” en 2016 y deben tomarse ya “medidas drásticas y urgentes” para cumplir con la senda prevista de reducción del déficit.

Sin embargo, estas afirmaciones no parecen tener en cuenta que la mayoría de indicadores y previsiones señalan que la economía se está desacelerando, cuando ni siquiera hemos recuperado el nivel de renta de 2008 y la tasa de paro es del 21%; o que la corrección de los efectos de las políticas económicas aplicadas desde 2010 requieren del nuevo Gobierno una intensa agenda social y un programa de inversiones públicas. Esta es la verdadera prioridad.

Seguir leyendo…

¡Síguenos!

Documentos

Suscríbete

Introduce tu e-mail:

Últimos comentarios