Economía Crítica y Crítica de la Economía

Icon

Urgencia climática: ¿lograremos poner límites al gran capital sin una catástrofe de por medio?

Autor: Miguel Alvarez Peralta

infolibre.es

A lo largo de la historia, muchos economistas heterodoxos han señalado cómo las macrorreformas estructurales han llegado generalmente a través de guerras y revoluciones. Especialmente cuando consisten en poner coto a poderes económicos salvajes. Es la idea que el viejo Marx resumía en una de sus habituales escalofriantes imágenes: “La violencia es la partera de toda sociedad vieja preñada de otra nueva”.

Según esta tesis, para poner fin al poder monárquico absolutista no bastaron la imprenta y el Renacimiento, fueron necesarias las frenéticas guillotinas del Termidor durante la Revolución francesa. De igual modo, la lucha por acabar con la esclavitud legal desembocó inevitablemente en la Guerra de Secesión. Tanto para establecer el sistema colonial que permitió amasar las grandes fortunas industriales del capitalismo temprano, como para pasar después al actual sistema neocolonial del capitalismo tardío, han mediado grandes dosis de violencia: primero de expropiación forzosa, y más tarde en las innumerables Guerras de Independencia o de “liberación nacional”.

Siguiendo esta idea, el Estado del Bienestar tampoco fue fruto directo de un consenso inteligente, sino de la destrucción de Europa en la Segunda Guerra Mundial. Nunca se hubiera pasado del libremercado desbocado de principios del siglo pasado (y su consecuente Crac del 29) al periodo de crecimiento estable de postguerra, si no hubiera emergido la necesidad de estabilidad y pacto social para las élites tras un holocausto y dos guerras mundiales. También habría influido la necesidad de competir en conquistas sociales con el bloque surgido de la Revolución soviética. Otras corrientes prefieren ver esos avances como fruto de la genialidad humana, no de la necesidad creada por periodos de crisis. El presente nos ofrece una oportunidad privilegiada para contrastar ambas hipótesis. Fatalmente privilegiada.

Desde hace ya décadas, la urgencia climática pone a la humanidad ante el reto de demostrar si es capaz de gobernar su destino aún en contra de los intereses de sus élites económicas, o si por el contrario las perspectivas marxistas más ortodoxas refuerzan su visión de la violencia como ley inexorable de las transiciones históricas. Por desgracia, la segunda opción va ganando por goleada según la evolución de las previsiones científicas.

Seguir leyendo…

Entrevista a Nacho Álvarez: “Los votantes progresistas no entenderían que Biden sea más ambicioso que el Gobierno de coalición con los Presupuestos”

Autor: Nacho Álvarez Peralta

eldiario.es (Rodrigo Ponce de León)

“Vamos a un Gobierno más político”. Así lo cree el secretario de Estado de Derechos Sociales, Nacho Álvarez, (Madrid, 1977) tras la crisis de gobierno que ha dado un vuelco a los ministerios socialistas del Ejecutivo de coalición. Álvarez no entra a valorar los cambios que ha aprobado el presidente Pedro Sánchez y se limita a señalar que las personas “deben estar al servicio de los proyectos”. Con esta premisa, abunda en la necesidad de que la segunda parte de la legislatura se cumpla “con el Programa de Recuperación, Transformación y Resiliencia acordado con Bruselas, que respeta y cumple con el programa de Gobierno pactado entre Unidas Podemos y el PSOE”.

Como principal negociador por parte de Unidas Podemos de los Presupuestos Generales de 2022, Álvarez se pone como objetivos unas cuentas públicas que afiancen la recuperación económica, apuntalen la creación de empleo y permitan “desplegar en esta segunda mitad de su legislatura la agenda social que en algunos aspectos todavía está pendiente de completar”. Para el secretario de Estado de Derechos Sociales no sería entendible para la ciudadanía, “especialmente la ciudadanía progresista, los votantes de izquierdas”, que en un momento de recuperación con un crecimiento de la economía al 6% “este Gobierno no sea capaz de ser más ambicioso en los Presupuestos”. Álvarez apunta que hay elementos como el impuesto mínimo del 15% a las empresas que se podrían poner en marcha inmediatamente, pero retrasa la imposición de una fiscalidad verde “mientras no garanticemos que existan subvenciones dirigidas específicamente a los colectivos de menor renta” que se vean afectados por la transición ecológica.

Seguir leyendo…

Menos carne, más vida

Autor: Alberto Garzon Espinosa

eldiario.es

Mi infancia malagueña, como la de anteriores generaciones, correteó entre barcas de espetos, cuencos de ajoblanco, porras antequeranas, gazpachuelo y aceitunas aloreñas. Alimentos, todos ellos, que nacían del mar y de la huerta. Pero, en apenas 30 años, la alimentación en mi tierra ha sufrido un viraje creciente hacia el consumo intensivo de carne, dejando atrás una parte importante del patrimonio gastronómico local. De hecho, probablemente muchos de nuestros niños y niñas estén más familiarizados con los ‘nuggets’ de pollo de cualquier marca que con la ensalada de pimientos, o más habituados a la bollería industrial que al mollete con aceite.

Entender qué ha pasado y cómo hemos llegado hasta aquí es complejo. Parte de la responsabilidad reside en las intensas jornadas de trabajo, las cuales se ceban especialmente en los barrios más humildes, donde los índices de obesidad infantil duplican a los de los barrios ricos. Y aquí confluyen dos factores: la precariedad económica y la falta de tiempo libre para los cuidados o la preparación de comidas y cenas. Estas circunstancias obligan, en demasiadas ocasiones, a primar el precio frente a la calidad o la variedad, y dejan la puerta abierta, cada vez más, a los productos ‘fast food’ o a bandejas baratas de carne proveniente de macrogranjas, que llenan las tripas de forma rápida, saciante y económica. Por supuesto, la agresiva publicidad también contribuye a alimentar esta tendencia.

Seguir leyendo…

Pensiones: reformar sin recortar

Autor: Ione Belarra y Nacho Álvarez Peralta

20minutos.es

Este pasado jueves el Gobierno de coalición daba un paso adelante histórico al alcanzar, en el marco del Diálogo Social, un acuerdo en materia de pensiones que va a restituir la garantía de unas prestaciones dignas para el conjunto de la ciudadanía.

Recordemos por un momento de dónde venimos. La reforma que impuso el Partido Popular en 2013 condenó a las pensiones a perder poder adquisitivo, desconectando su revalorización de la evolución la inflación. España se convirtió en aquel momento, con esa reforma, en uno de los pocos países de la UE cuyas prestaciones ya no se actualizarían en función de la evolución de los precios o los salarios de la economía.

Ahora, y después de una década en la que los y las pensionistas de nuestro país han vivido con la espada de Damocles sobre sus cabezas –viendo con incertidumbre la evolución de las prestaciones– podemos anunciar que las pensiones se actualizarán por ley con el IPC. Con esta medida se traslada certidumbre y tranquilidad a los pensionistas: sus prestaciones no podrán perder capacidad adquisitiva en el futuro. Unidas Podemos valora el acuerdo de pensiones que beneficia a más de 90.000 personas y lamenta la postura del PP

Seguir leyendo…

NÚMERO 31 DE LA REVISTA DE ECONOMÍA CRÍTICA (1º SEMESTRE 2021)

Autor: REVISTA ECONOMIA CRITICA

Con este entrada te damos acceso al nº 31 de la REC y aprovechamos para pedirte tu apoyo económico a fin de garantizar la continuidad de la Revista.

En caso de que no seas ya soci@, te pedimos que te inscribas a la Asociación de Economía Crítica AEC, cuyos fondos son destinados principalmente a financiar los gastos de la REC. Tod@s l@s que compartimos un planteamiento de economía heterodoxa somos conscientes de la importancia de disponer de una revista académica en la que tengan cabida los trabajos que se alejan de la economía convencional.

La suscripción anual general es de 60€, la cuota de apoyo es de 100€ y la cuota para desemplead@s, estudiantes o cualquiera que tenga dificultades para pagar la cuota normal es de 20€. Para inscribirte, puedes hacerlo en el siguiente enlace:

http://www.asociacioneconomiacritica.org/inicio/asociate/

Jordi Roca Jusmet
Presidente de la AEC

A continuación, tienes el acceso al nuevo número de la REC:

EJEMPLAR COMPLETO

ISNN edición papel: 1696-0866
ISSN edición digital: 2013-5254

Seguir leyendo…

Abraham Guillén. Guerrilla y autogestión.

Autor: Jose Luis Carretero Miramar

Colectivo Burbuja

Imagen de cubierta: ABRAHAM GUILLÉN

El nuevo libro de José Luis Carretero es una rigurosa biografía del economista y revolucionario libertario Abraham Guillén Sanz (1913-1993), que, tras combatir en la Guerra Civil española y huir varias veces de las cárceles franquistas, recaló en Argentina, Cuba, Uruguay y Perú, donde participó en las principales luchas sociales de su tiempo y se convirtió en uno de los más afamados teóricos de la guerrilla urbana, en debate abierto con las posiciones del Che Guevara.  Al volver a España, Guillén se convirtió en el principal teórico de la autogestión obrera, vinculándose con el movimiento anarquista.

Para esta biografía se han utilizado numerosas fuentes inéditas, obrantes en diversos archivos públicos y privados, así como materiales fotográficos donados por la familia del biografiado.

El autor:

José Luis Carretero Miramar (1971) es profesor, abogado y colaborador de numerosos medios de comunicación (Diario 16, El Salto, Colectivo Burbuja, Sputnik, Trasversales, Kaosenlared).

También es autor de cerca de una decena de libros, como “La autogestión viva”. (Queimada, 2013) o “Eduardo Barriobero, las luchas de un jabalí”
(Queimada, 2017).
En estos momentos ocupa el cargo de Secretario General de la Confederación Sindical Solidaridad Obrera.

Aquí puedes ver una presentación del mismo por parte del mismo autor.

Seguir leyendo…

Hacia una reducción sustancial, generalizada y equitativa de la jornada laboral

Autor: Verónica Castrillón Serna y Jon Bernat Zubiri Rey

Climática (La Marea)

La reducción de la jornada laboral sin reducción de sueldos ha sido una reivindicación central del movimiento obrero desde sus inicios. La lucha histórica por la implantación de la jornada máxima de 8 horas diarias consolidó para siempre la disputa por el tiempo de trabajo en la agenda social. Hoy, 1 de mayo, recordamos a los caídos de aquella larga batalla, cuyo sacrificio abrió el camino para una reducción permanente de las jornadas de trabajo, única forma de compensar a favor de la mayoría los aumentos de productividad que se van acumulando en las economías capitalistas por las mejoras organizativas o tecnológicas y los resultados de la competencia entre empresas.

Desde la década de 1970, es una política más ligada a la creación de nuevos empleos, el lavorare meno per lavorare tutti, y tuvo una fuerte repercusión en décadas pasadas, avivada por importantes cierres industriales, la terciarización del modelo productivo, las privatizaciones de sectores públicos estratégicos esenciales y las crisis cada vez más recurrentes. Como han demostrado las investigaciones de Nacho ÁlvarezRicardo MoleroBibiana MedialdeaPaloma Villanueva, y otras, durante la larga década perdida en España se tomó la vía de la cronificación del paro masivo y el ajuste contra el salario, lo que supuso una forma regresiva e insolidaria de hacer frente a las dificultades de las empresas, ocasionadas por el estallido de la burbuja inmobiliaria, la larga desindustrialización y la competencia capitalista global.

El resultado es por todos conocido y la situación estaba lejos de recuperarse para las mayorías sociales cuando llegó esta nueva crisis provocada por la COVID-19. La pandemia que estamos sufriendo ha agudizado las contradicciones del modo de producción capitalista a nivel mundial. En el caso de la economía española, el deterioro de los servicios públicos, la alta temporalidad en el empleo y el alto nivel de paro, el aumento de la desigualdad y de la población en riesgo de pobreza o la baja presión fiscal sobre las rentas de capital son algunas de los problemas endémicos que urge corregir.

Seguir leyendo…

El Observatorio de Desigualdad de Andalucía ante los planes de reactivación social y económica COVID-19

Autor: OBSERVATORIO DESIGUALDAD ANDALUCIA

ODA

Las crisis sanitaria, social y económica desencadenadas por la pandemia de la COVID-19 han generado un gran desconcierto y un sentimiento colectivo de indefensión ante peligros desconocidos que afectan a todo el sistema mundo.En España la pandemia ha evidenciado la necesidad de proteger a las personas en situación de mayor vulnerabilidad que en buena parte han sido y son imprescindibles para cuidar la vida, y más aún en estos momentos. Ésta es sólo una de las muchas debilidades de un modelo de bienestar social muy deteriorado a consecuencia de las políticas de contención del gasto impulsadas por la Unión Europea para gestionar la crisis económica de 2008. En este contexto las administraciones públicas han aprobado medidas que hemos comparado con nuestra posición pública de marzo de 2021 para observar si dichos compromisos políticos garantizan “no dejar a nadie atrás”.

La agroecología no es un (viejo e insostenible) Nuevo Plan Verde

Autor: Angel Calle Collado

El Salto

Tenemos un problema, en Extremadura y en Houston: compartimos un planeta que cuestiona nuestras formas de consumo y de relación con la naturaleza. Nuestros sistemas económicos, al estar presididos por un capitalismo global y crecientemente financiarizado, no consiguen ofrecer soluciones dignas para la gran mayoría del mundo. Digo “sistemas” en plural porque también nos reproducimos afortunadamente al margen de lo que dispone el caballero Don Dinero. Hablo aquí de trabajos no remunerados, apoyos que nos damos al margen de los mercados monetarizados, prácticas que invitan a autogestionar nuestra salud o nuestra alimentación, el cuidado comunitario de nuestras aguas y nuestros ecosistemas.

El problema, fundamentalmente, consiste en resistirse a colocar factores vitales de nuestra reproducción en el centro de los sistemas económicos. Un problema con dos grandes caras. La primera, la inviabilidad económica de transiciones propuestas desde las instituciones públicas y que tienen más de márketing “verde” que de cambios reales del Titanic consumista. La segunda cara se enmarca en un gran bloque socioambiental. Lo encabeza la creciente pérdida de fertilidad global para la producción futura de alimentos. Y junto a dicha pérdida, crecerán las desigualdades sociales que se disparan dramáticamente en esta transición suicida gobernada por los grandes mercados internacionales. Piénsese en la llamada “pobreza energética” o la “malnutrición” de los sectores empobrecidos de la población: son los mercados monetarios los que regulan este forzoso y forzado decrecimiento.

Seguir leyendo…

Extremadura demanda relocalización, no más “subdesarrollo”

Autor: Angel Calle Collado

El Salto

Extremadura sigue acercándose al perfil de las “economías del subdesarrollo”, según se caracterizaron hace más de medio siglo por la CEPAL (Comisión Económica para América Latina y el Caribe). La CEPAL se dedicó a demostrar que el subdesarrollo es un producto fabricado desde la parte “desarrollada” del mundo. Estas economías de campamento minero son en realidad territorios “empobrecidos”, forzados a la dependencia. Se trata de economías basadas en el monocultivo y la extracción, de rentas duales según se pertenezca a la economía interior (más informal) o se enganche con flujos de exportación (más profesionalizada). Envían hacia afuera sus ahorros, ya que el tejido financiero y las políticas de ayuda al “desarrollo” están diseñadas para abastecer los centros más industriales. Por ejemplo, un grupo operativo que trabaje para adaptar un monocultivo a lo que reclama como “calidad” un distribuidor situado en Alemania trabaja, precisamente, para los grandes supermercados del sector agroalimentario, no para relocalizar economías, no para diversificar o conseguir más margen aquí o para llevar a Extremadura alimentos nutritivos. Ciertamente es difícil salir en el corto plazo de esta enfermedad del “desarrollismo” pero, ¿acaso es excusa para seguir insistiendo en las viejas fórmulas del “hay que adaptarse” mientras se desangra la región?

Porque la realidad es sangrante bajo el desarrollo del subdesarrollo en Extremadura. Ejemplo de ello son las 45.000 personas emigradas en la última década, la creciente exportación de capitales o el aumento del afán minero para compensar las cuentas de clases privilegiadas, pero que poco o nada redundan en el beneficio general de su población. Se exporta fruta y somos la región donde la infancia come menos fruta del país. Y para legitimar todo esto se ofrecen las falsas soluciones: presión para abrir más minas, facilitar suelo a las grandes empresas del sector eléctrico y, en paralelo, la desatención de sectores que podrían ser clave como la agricultura ecológica basada en la pequeña producción, la creación de comunidades energéticas o en el fortalecimiento de mercados interiores vía compra pública. Recientemente, las nuevas concesiones para la construcción de macrogranjas porcinas, reflejadas en el DOE número 49 del 12 de marzo de 2021, confirman la apuesta por modelos de fortísimo impacto ambiental y que destruyen empleos en el medio plazo. Quienes piensan en minas y macrogranjas no piensan (no dicen, más bien) qué ocurrirá con la contaminación de tierras, con el turismo que busca paisajes y culturas sostenibles o en la competencia por agua más escasa con otras industrias.

Seguir leyendo…

Límites materiales a la transición energética: ¿Pueden los minerales críticos impedir la descarbonización del modelo productivo?(I)

Autor: Daniel Carralero

La Paradoja de Kaldor

Quizá no hayamos visto la película, pero todos conocemos la historia: una corporación sin escrúpulos quiere arrasar un paraje virgen y paradisíaco y sólo un puñado de nativos –a menudo dirigidos por un discutible y mesiánico renegado de la civilización– se enfrenta a su plan. Se trata de un verdadero lugar común narrativo de nuestra cultura, un trope, en inglés. Es, por ejemplo, el argumento de Avatar, de James Cameron, cuyo gran éxito en taquilla probablemente tuvo mucho que ver con su capacidad para introducir elementos narrativos rápidamente identificables que permitían al espectador acceder con rapidez a un universo comprensible y familiar en el que desarrollar la trama.

A la hora de representar la civilización industrial en la ficción, nuestra cultura popular suele utilizar este tipo de lugares comunes que se apoyan en nuestra manera colectiva de entender su funcionamiento, y Avatar presenta uno de ellos con bastante claridad: el motivo por el que la corporación quiere arrasar las selvas de Pandora es para construir minas con las que extraer unobtanio1, un mineral ficticio cuya utilidad nunca se describe con demasiado detalle, pero que parece crítico para la infraestructura energética y de transporte de la civilización humana, que en la película se encuentra en peligro de perecer por el colapso ecológico de la Tierra. Este argumento se basa en la idea de que la tecnología y la civilización industrial dependen críticamente de una materia prima fundamental en torno a la cual giran la mayoría de los conflictos económicos y políticos. Que entendamos colectivamente así la civilización es perfectamente razonable ya que desde hace aproximadamente un siglo utilizamos masivamente una sustancia casi milagrosa llamada petróleo sobre la que se han construido no ya nuestra infraestructura energética y de transporte, sino prácticamente todo nuestro modelo civilizatorio, y que ciertamente ha estado presente en muchos de los conflictos políticos y militares de las últimas cinco décadas.

Seguir leyendo…

No hacer nada también es hacer

Autor: Jon Las Heras Cuenca

ela.eus

Una puede que tenga un mal día y dude, y se haga alguna pregunta que suele generar cierto malestar y escozor como: ¿Tiene realmente sentido lo que hago? ¿Tiene sentido el que me esfuerce, y que dedique energía e ilusión al cambio de una realidad que cada vez pinta, más bien, oscura y lúgubre? ¿No es mejor vivir el aquí y el ahora (menos lúgubre) y dedicarme a lo que realmente me gusta, a la satisfacción de aquellos placeres a los que todavía tengo acceso, en vez de estar horas discutiendo conmigo misma y otras compañeras de si esta reunión o aquélla han valido para algo, si presentar una candidatura a las elecciones sindicales puede ser ejemplar para el resto, si pedir a la directora de Recursos Humanos que no cambie el calendario y retribuciones a su medida vaya a ponerme en la lista negra, o incluso si amenazarla con defender mis derechos judicialmente va a suponer mi despido? ¿Para qué tantas lecturas de periódico o artículos sindicales, atender a reuniones, manifestaciones y llenar mis bolsillos de panfletos y pegatinas? ¿Quizás tengan razón aquéllas que me juzgan y me dicen, que por mucho que una se esfuerce la sociedad pasará por encima de nosotras como una apisonadora? A este tipo de preguntas, muy legítimas todas ellas, por cierto, hoy creo que les respondería con un: “No hacer también es hacer, pero te lleva hacia un lugar que no deseas”. Me explico.

Seguir leyendo…

Nacho Álvarez: “A Economía le cuesta entender que medidas como las ayudas a las pymes tienen que negociarse con UP”

Autor: Nacho Álvarez Peralta

20minutos.es (Daniel Ríos)

El secretario de Estado de Derechos Sociales, Nacho Álvarez, lleva desde la semana pasada enfrascado en la negociación de un decreto clave: el de ayudas a pymes y autónomos por valor de 11.000 millones de euros. El texto tenía que haberse aprobado el martes, pero las discrepancias con el Ministerio de Economía provocaron que finalmente vaya a ser este viernes cuando el Gobierno le dé luz verde. Álvarez recibe a 20minutos en su despacho del Ministerio a apenas unas horas de que se apruebe ese decreto y con la incertidumbre de cuál será la distribución final de ese fondo: Unidas Podemos exige que la mayor parte de las ayudas sean directas para las empresas, mientras Economía prefiere priorizar las reestructuraciones de deuda y las recapitalizaciones.

Este martes, la ministra portavoz aseguró que solo quedan cuestiones “técnicas” por solucionar para aprobar el decreto de ayudas a pymes y autónomos y desmintió que hubiera diferencias en el Gobierno. ¿Lo comparte?

Debería ser la ministra portavoz la que aclare a qué se refería, pero este es un decreto en el que, efectivamente, hay cuestiones técnicas que son cruciales y han de resolverse. Por ejemplo, si las ayudas se van a dar a algunos sectores específicos o a todas aquellas empresas que cumplan con una caída de facturación importante, o si se ejecutarán desde la Administración General del Estado o desde las comunidades autónomas.

Seguir leyendo…

Por una política económica que incorpore la igualdad de género

Autor: Lina Galvez y Ruth Rubio-Marin

Economistas frente a la Crisis

  • Introducción

Junto a la sostenibilidad ambiental y la lucha por la justicia redistributiva, cualquier agenda de progreso social, que luche por erradicar las diversas formas de explotación indebida de recursos y la marginalización de las personas, debe expresar su compromiso con la igualdad de género y con la equidad o corresponsabilidad en la distribución de las tareas de cuidado de las que depende la reproducción del tejido social y de la especie humana.

Dentro de las distintas tipologías de estados de bienestar, el modelo español se ubica en el tipo familista, caracterizado por poco gasto público familiar y escaso desarrollo de servicios públicos de atención al cuidado, factores que van indisociablemente unidos a bajas tasas de fecundidad y de actividad laboral femenina. En España el gasto público en «familia y niños» está a la cola de la UE con 1,4% del PIB (en 2014). La organización social del cuidado en España descansa funtamentalmente sobre las familias, y dentro de ellas, principalmente sobre las mujeres, realidad que se ha visto agudizada con la merma de inversion pública en dependencia, sanidad y educación en tiempos de crisis. A su vez, la interrelación que se establece entre el reparto de trabajos y tiempos en el ámbito doméstico y el mundo laboral es circular. El círculo vicioso consiste en que las mujeres se incorporan menos y en peores condiciones a los mercados de trabajo al disponer de menos tiempo, flexibilidad e incentivos para hacerlo, y en que cuando lo hacen, tengan o no cargas domésticas, son tratadas de manera más segregada y precaria. La parcialidad, precariedad y escasa remuneración del trabajo de las mujeres las condena a su vez a un menor poder de negociación en las familias a la hora del reparto de los tiempos y los trabajos.

Para supercar la situación actual se imponen tres líneas prioritarias de intervención en el ámbito económico y social tales como son las políticas centradas en los mercados de trabajo, las políticas de cuidado y las políticas fiscales y macroeconómicas. Ninguna de ellas, aisladamente consideradas, es suficiente al igual que no lo son en su conjunto si no van acompañadas de otras políticas que persigan la igualdad integral entre hombres y mujeres valiéndose para ello de una institucionalidad específica, recurriendo a la paridad ejemplarizante en todos los ámbitos de toma de decisión y empezando por políticas destinadas a erradicar la enorme lacra social que constituye la violencia machista y los arraigados estereotipos de género, empezando por el sistema educativo. Seguir leyendo…

“El Gobierno debe dar ayudas urgentes a las empresas hasta la recuperación” (Entrevista a Nacho Álvarez)

Autor: Nacho Álvarez Peralta

elcomercio.es (José María Camarero)

Es el economista de referencia de Unidas Podemos dentro del Gobierno de coalición. Por el despacho de Nacho Álvarez (Madrid, 1977), próximo al del vicepresidente Pablo Iglesias, pasa el análisis de las medidas que más tensión generan con otros Ministerios, como Economía o Seguridad Social. Acaba de plasmar en un artículo, junto a un centenar de expertos, una propuesta para que el BCE condone la deuda a España. Lo ha hecho para «anticiparse» a lo que, cree, puede venir en unos meses.

–¿A qué responde una propuesta así en en este momento?

–Precisamente ahora es un buen momento para abrir un debate que en todo caso tendrá lugar en unos años. Muchos países van a salir de la crisis muy endeudados por las consecuencias de la pandemia, y no porque se hayan ido de fiesta. La UE tiene un reto crucial, el de invertir para asentar la recuperación y seguir haciéndolo los próximos años para afrontar el cambio climático o la reconstrucción social. Por eso hemos querido anticiparnos a lo que vendrá, porque ya escuchamos cantos de sirena que piden la vuelta a la austeridad, lo que sería un grave error.

Seguir leyendo…

Anular la deuda pública mantenida por el BCE para que nuestro destino vuelva a estar en nuestras manos

Autor: Thomas Piketty, Cristina Narbona, Nacho Álvarez Peralta y Steve Keen

El País

El debate sobre la anulación de las deudas en manos del BCE se ha desarrollado en Francia, pero también en Italia, Luxemburgo y Bélgica, en los pasillos de las instituciones europeas, entre los representantes del propio BCE y los distintos ministerios de finanzas de la zona euro.

Este debate es positivo y útil. Por primera vez desde hace mucho tiempo, las cuestiones monetarias se plantean como discusión pública. El dinero deja de ser por un momento este tema, sustraído a la deliberación colectiva y confiado a un banco central independiente de los poderes políticos aunque dependiente de los mercados financieros. Los ciudadanos están descubriendo, algunos de ellos con consternación, que casi el 25% de la deuda pública europea está ahora en manos de su banco central.

Nos debemos el 25% de nuestra deuda a nosotros mismos. Si devolvemos este dinero, tendremos que encontrarlo en algún lado, ya sea volviendo a pedir prestado para refinanciar la deuda en lugar de pedir prestado para invertir, ya sea subiendo los impuestos o recortando el gasto.

Seguir leyendo…

Entrevista a Nacho Álvarez: “Calviño y Escrivá plantean reformas que van contra el pacto de coalición”

Autor: Nacho Álvarez Peralta

El País

Es una de las voces económicas más poderosas del Gobierno. Nacho Álvarez (Madrid, 43 años) es la mano derecha de Pablo Iglesias en asuntos económicos: ha negociado el presupuesto, el escudo social y las principales medidas anticrisis. Secretario de Estado de Derechos Sociales y responsable de Economía de Podemos, sigue teniendo ese punto flemático de los académicos: tiene pausa y es poco amigo de estridencias. Pero en una hora de entrevista no rehúye un solo charco y deja claro que los desencuentros en el Consejo de Ministros por las reformas no son una simple cuestión de narrativa. “No teníamos experiencia en gobiernos de coalición, y creo que el primer año ha salido razonablemente bien. Este Gobierno ha discutido, ha discrepado incluso en público pero ha tomado decisiones con las que sale reforzado: el ingreso mínimo vital, los desahucios, la moratoria hipotecaria, los presupuestos. Lo sorprendente es que haya miembros del Consejo de Ministros, como Nadia Calviño o José Luis Escrivá, que plantean medidas que van claramente contra el pacto de coalición”.

“El acuerdo es nítido: hay que superar el marco laboral de 2012 para reequilibrar la negociación colectiva, y no caben recortes en pensiones que petrifiquen los desequilibrios que dejó la reforma del PP”, remata sin usar una sola vez la palabra maldita, “derogar”.

Seguir leyendo…

¿Huelga o diálogo social? Las estrategias del “raro caso” vasco (Entrevista a Jon Las Heras y Lluis Rodríguez)

Autor: Jon Las Heras Cuenca y Lluís Rodríguez Algans

Cuarto Poder (Sara Montero)

“En Euskadi, las centrales sindicales más grandes han apostado por la confrontación”, así explica Jon Las Heras , profesor de la Universidad del País Vasco (UPV/EHU), por qué esta comunidad autónoma está a la cabeza europea de las huelgas y es un “caso raro” en Europa. En la revista British Journal of Industrial Relations analiza, junto a Lluís Rodríguez, los dos modelos sindicales del País Vasco: los que tienden más al diálogo social (CCOO y UGT) y los soberanistas (ELA, LAB), que apuestan por la el conflicto como herramienta de negociación. Su conclusión es que la huelga no solo es una herramienta plenamente vigente, sino que además, contribuye a la renovación sindical.

Ambos autores plasman las conclusiones de la comparativa en el artículo Hacer huelga para renovar: las estrategias de organización de los sindicatos vascos y el uso de la caja de resistencia, publicado en la mencionada revista. Desde 2012, no se ha convocado una huelga general en España puramente laboral. Solo las reivindicaciones feministas del 8 de marzo han logrado revertir ese parón, que trascendía mucho el ámbito del trabajo. Sin embargo, la última huelga general en Euskadi tuvo lugar el 30 de enero de 2020. En esta ocasión se articularon demandas sindicales (como un salario mínimo de 1.200€ y jornada laboral de 35h semanales) con otras de diferentes movimientos sociales (como los pensionistas, colectivos ecofeministas y juveniles).

Seguir leyendo…

El anarquismo una ciencia subversiva

Autor: Luis Buendía y Daniel Garcia

ICEA

Presentación en Rojo y Negro Tv y Canal 33 de Madrid del número 102 de la revista Libre Pensamiento con el tema central “El anarquismo una ciencia subversiva” y la particpación entre otr@s de Luis Buendía y Daniel García con su artículo “Anarquismo y economía: una ausencia eterna?”

Para acceder al vídeo pulsar en el siguiente enlace:

RNtv LP 14. El anarquismo una ciencia subversiva – YouTube

“No es un tópico, en Euskal Herria se pelea mucho: lideramos en número de huelgas en Europa” (Entrevista a Jon Las Heras)

Autor: Jon Las Heras Cuenca

El Salto (Gessamí Forner)

Jon Las Heras

El economista Jon Las Heras en Jardines de Albia de Bilbao. GESSAMÍ FORNER

Jon Las Heras es profesor de economía política en la Universidad del País Vasco y, junto con el economista Lluís Rodríguez, ha publicado la investigación Hacer huelga para renovar: las estrategias de organización de los sindicatos vascos y el uso de la caja de resistencia en la revista British Journal of Industrial Relations de la prestigiosa universidad London School of Economics. Sostienen que el País Vasco se sitúa a la cabeza en número de huelgas en Europa y que ello se debe a que el sindicato vasco mayoritario (ELA) decidió a partir de 2001 apostar por la confrontación en la calle en vez del diálogo de despacho. En octubre de 2019, a tres meses de la última huelga general en Euskal Herria, el diputado foral de Bizkaia, Unai Rementeria (PNV), cristalizó ese descontento en los despachos dándose de baja al considerar que ELA solo “busca la confrontación permanente”.

¿No hay nada mejor para una negociación de un convenio que una huelga?
No tiene porqué. Es más importante demostrar que eres capaz de confrontar que materializar la huelga. La estrategia lógica es ganar sin tener que pelear: que el oponente acepte tus reglas. La huelga es disruptiva para el proceso productivo, una manera de decir que ni tú ni yo vamos a llevarnos nada del mercado, porque tu beneficio depende de mi trabajo y no creo que mis condiciones sean adecuadas. A no ser que sea una huelga general, que en ese caso es una huelga política, aunque todas las huelgas lo son en el fondo. Resumiendo, si no haces huelga y consigues lo que deseas, está bien también.

Seguir leyendo…

No es Filomena, es el oligopolio y sus beneficios caídos del cielo

Autor: Ione Belarra y Nacho Álvarez Peralta

eldiario.es

Se ha argumentado que la reciente subida del precio de la luz es fruto del temporal de frío y nieve que azota nuestro país. Efectivamente, es cierto que la demanda se ha incrementado durante la pasada semana, el precio internacional del gas ha crecido y ha caído la producción de las energías renovables –las más baratas– por la falta de viento y sol. No obstante, el principal motivo que explica las subidas de la factura eléctrica a las que hemos asistido no es el frío, sino la disfuncional regulación de nuestro mercado eléctrico.

Durante estos últimos días los precios de la luz se han incrementado en algunos momentos hasta un 100%, mientras que los costes de generación de esa energía apenas se incrementaban en un 4%, tal y como señala Jorge Fabra (ex­ presidente de Red Eléctrica de España y Vocal Consejero de la Comisión Nacional de la Energía entre 2005 y 2011).

Esta incapacidad del mercado eléctrico para revelar correctamente –tanto en momentos puntuales, como de forma estructural– los costes reales de la generación de energía constituye un importante problema para nuestro país, que viene de lejos y se explica fundamentalmente por la regulación establecida en 1997 por el gobierno de Aznar.

Las ‘subastas marginalistas’ del mercado mayorista puestas en marcha entonces por el Partido Popular han articulado un sistema subordinado a los intereses de un poderoso oligopolio empresarial, que genera notables disfuncionalidades en nuestra economía: los precios de la electricidad para las familias españolas son los quintos más caros de la UE, lo que lastra la capacidad de consumo de muchos hogares y contribuye a un alto nivel de pobreza energética (6,8 millones de personas sufren en España temperaturas inadecuadas en la vivienda o retraso en el pago de recibos). Además, los elevados precios de la electricidad en nuestro país conllevan problemas de competitividad para millones de empresas españolas, por los sobrecostes que se ven obligadas a asumir.

Seguir leyendo…

Inscripción en las XVII Jornadas de Economía Crítica e información sobre programa y sesiones paralelas

Autor: ASOCIACION ECONOMIA CRITICA

Correo de la AEC con información para la inscripción en las XVII JEC, que se celebrarán el 4 y 5 de febrero en formato no presencial.

Estimados/as amigos/as,

Como sabeis, las XVII JEC se celebren los próximos días 4 y 5 de febrero de 2021, si bien esta vez, debido a la situación de pandemia, las sesiones de las diversas mesas se harán en formato no presencial (on line) mediante la plataforma MsTeams.

Hemos adaptado los costes y plazos de inscripción a esta nueva modalidad, quedando del siguiente modo:

Antes del 20 de enero:

  • Cuota general: 50 euros.
  • Cuota para miembros de la Asociación de Economía Crítica: 40 euros.
  • Cuota reducida (estudiantes y personas desempleadas): 10 euros.

Después del 20 de enero:

Para inscribirte, debes hacer una transferencia a la siguiente cuenta:

BANCO SANTANDER

IBAN: ES40 0049 2584 9022 1400 2210

CODIGO SWIFT: BSCHESMM

Sucursal de Santiago de Compostela (A Coruña) – Rúa CALDERERÍA, 54-56

En concepto debes poner:

“2021-RC001 (B2KR) XVII Jornadas de Economía Crítica”

E indicar el Nombre y Apellidos de la persona participante

Posteriormente debes mandar copia de la transferencia a jec2020@usc.es poniendo en Asunto “Pago de inscripción”.

HACIA UNA ECONOMÍA MÁS JUSTA: Manual de corrientes económicas heterodoxas (2ª edición)

Autor: ECONOMISTAS SIN FRONTERAS, Coral Martinez Erades, Laura de la Villa, Fernando García-Quero, Ivan H. Ayala, Luis Cardenas, Alba Delgado, Amaia Pérez Orozco, Desiderio Cansino Pozo, Marcos de Castro, Ricardo Molero Simarro y Astrid Agenjo Calderón

Para ver y/o descargar el manual, had click aquí

Coordinación: Astrid Agenjo, Ricardo Molero, Alba Bullejos y Coral Martínez

La actual crisis de la Covid-19 evidencia aún más la necesidad de transformar profundamente un modelo económico que pone en constante peligro la vida. Como parte de esta transformación, es necesario ampliar la mirada y el campo de la disciplina económica para aprender sobre otras propuestas, más allá del enfoque neoclásico dominante, también válidas, rigurosas, fundamentadas y, además, subversivamente creativas.

Por ello, en Economistas sin Fronteras hemos lanzado la segunda edición del manual de corrientes heterodoxas que publicamos en 2017, con un prólogo a cargo de Astrid Agenjo Calderón y Ricardo Molero Simarro.

El manual pretende hacer una modesta, pero esperamos que útil contribución, dando a conocer de una manera comprensible las principales ideas y propuestas de seis corrientes económicas heterodoxas: la economía ecológica, la economía feminista, la economía institucional, la economía marxista, la economía postkeynesiana y la economía del desarrollo.

Se trata de una primera aproximación que consideramos puede resultar de utilidad tanto para el profesorado de Economía, como para quienes se acercan por primera vez a las escuelas heterodoxas, y esperamos que con ello podamos contribuir también hacia un proyecto de justicia social, calidad educativa y ensanchamiento democrático.

Puedes ver y/o descargar el manual aquí.

A continuación reproducimos el índice del manual.

Seguir leyendo…

Una política de cuidados para poner la vida colectiva en el centro

Autor: Amaia Pérez Orozco

eldiario.es

“Sin nosotras, no se mueve el mundo”. Este reclamo, originariamente lanzado por las trabajadoras de hogar, ha permeado los últimos 8 de marzo. Son palabras que nos convocan a un cambio sistémico que, con la crisis de la COVID-19, se ha evidenciado más urgente que nunca. Cuando afirmamos que “si nosotras paramos, se para el mundo” estamos reclamando que se reconozca y valore este trabajo; dejar de mover el mundo solas; y, sobre todo, empezar a mover un mundo distinto donde el cuidado de la vida común esté en el centro. En este artículo nos preguntamos qué política pública puede responder este órdago y acoger la potencia de transformación y la capacidad de ilusionar que hay cuando luchamos desde los cuidados.

Pero, antes de ello, ¿de qué hablamos cuando hablamos de cuidados? Hablamos de lo que no ha podido parar mientras todo lo demás paraba; son los trabajos que reconstruyen la vida de todas las personas día a día. Incluyen, pero desbordan, la atención a la dependencia y la infancia. Son aquellos trabajos históricamente asociados a las mujeres, repartidos entre nosotras de forma sumamente desigual; históricamente mal pagados o no pagados, sin derechos o con derechos de segunda; y que han sido siempre imprescindibles para sostener la vida en un sistema socioeconómico que no pone la vida en el centro, sino que explota la vida para el beneficio privado de unos pocos.

Seguir leyendo…

Lecturas de autogestión: «Las colectividades de Aragón» de Félix Carrasquer

Autor: Jose Luis Carretero Miramar

Kaos en la Red

las-colectividades-de-aragon

“Dedico la memoria de estos hechos auténticos a los colectivistas que, al fusionarse con espontánea generosidad, alumbraron una sociedad nueva”. Así comienza su obra “Las colectividades de Aragón”, Félix Carrasquer, educador y organizador libertario, enamorado de la cultura, que aunaba una tremenda capacidad de análisis social con una voluntad pedagógica incansable que le llevó a fundar la “Escuela de Militantes” de la CNT en Monzón, durante la Guerra Civil española. Un libro que ha sido reeditado recientemente por la editorial Descontrol, ubicada en el feraz ecosistema cooperativo de Can Batlló, en Barcelona.

“Las colectividades de Aragón” es un texto generoso y apasionante, con el que Carrasquer pretende trasladarnos el ambiente y las realizaciones de la obra autogestionaria de las colectividades agrarias, durante la Guerra Civil.

En una narración ordenada y muy rica en anécdotas y documentación histórica, Carrasquer nos explica, con una claridad didáctica envidiable, cómo funcionaban, cómo se habían organizado, y a qué se dedicaban las colectividades puestas en marcha por el campesinado de Aragón en 1936.

Seguir leyendo…

¡Síguenos!

Documentos

Suscríbete

Introduce tu e-mail:

Últimos comentarios